¿La casa por la ventana?

  • Por Yanela Ruiz González
  • Visto: 2258
Hace poco una colega llegó alarmada a la Redacción del periódico ¡ahora! por la petición de su sobrina, de apenas siete primaveras. La niña, próxima a cumplir años, deseaba una fiesta con invitaciones y en un gran salón de la ciudad, como lo hará una de sus compañeritas de escuela.

La consideración también se enseña

  • Por Hilda Pupo Salazar
  • Visto: 2072
“Yo me considero una buena madre”, decía una mujer a otra, “le doy mucho amor a mis hijos, me sacrifico por su bienestar, cuanto anhelan trato de conseguírselo dentro de mis posibilidades, no me gusta que pasen trabajo y los complazco en todo”, enumeraba, “entonces, no entiendo por qué cuando los necesito nunca puedo contar con ellos”.

Analogía entre los periodistas de Holguín y del mundo

  • Por Isis Sanchez Galano
  • Visto: 3110
Las ciudades de Acapulco y Chilpancingo, en México, están que “arden”. Reporteros de diversos medios de comunicación se manifestaron, este martes, en contra del ataque que elementos de la Policía Estatal cometieron contra un grupo de periodistas en la comunidad de La Concepción.

Tribulaciones de un cliente

  • Por Lourdes Pichs Rodríguez
  • Visto: 4125
Toda la razón otorgué al autor de esta célebre frase: lo primero que se vende es el vendedor, después de desandar una mañana completa por tiendas recaudadoras de divisa de la ciudad de Holguín, en busca de un par de zapatos para mi nieto de cinco años.

Historia de un fósil

  • Por Elizabeth Velázquez Rodríguez
  • Visto: 5707
Leer más...Un buen día Miguel despertó y, como nunca, fue consciente de sus 89 años. El espejo le devolvía unos ojos llorosos y marchitos. La edad le pesaba y se aferraba a sus huesos como hierro fundido. Era un fósil. Así lo llamó ayer su nieto Jorgito, simplemente porque le pidió que bajara la música. “¡Qué muchacho ese, caray!” Ya no le teme a la oscuridad, ni llora para que lo lleve al parque o le haga un cuento antes de dormir. Ahora le grita que se vaya para un museo, donde están las “cosas de la prehistoria”.