Cumplir hoy para cuidar el mañana

  • Hits: 2646
Fotos: Carlos rafael y visiondesdecuba
 
Que haya hoy y mañana no, causa descontento en la población. Lo primero que genera la falta de sistematicidad es inseguridad.
Es muy lamentable pasar de lo bien hecho a lo mal realizado y todo por esa inconsistencia, es decir, exhibir un contexto positivo en un inicio de un servicio social y luego no mantenerlo, para reforzar la conocida frase de: “Escobita nueva..”

A veces una gestión defectuosa, una planificación deficiente o errores en el cuidado provoca el insuficiente resultado de elogiar en un comienzo y criticar después. Con esa forma tan poco sólida se resuelven los problemas y vuelven a surgir al poco tiempo.
 
No existen sectores en la cotidianidad en los cuales la falta de sistematicidad no dañe. Esas obras recién inauguradas, tan lindas cuando son nuevas, convertidas, más tardes, en churros. Y qué decir de la rama alimentaria, con muchas ofertas en la apertura y poco a poco languidece.
 
La garantía en los suministros debe preocuparnos, así como la forma de mantener el buen obrar siempre como si fuera recién abierta. Recordaba una usuaria, cuando esa instalación abría todas sus puertas, para que el público pasara y ahora inventaron hacerlo por una, para evitar limpiar por “culpa” de quienes la utilizan.

 
Las molestias al pueblo son evidentes, solo porque a alguien se le ocurrió restringir el paso. Las ideas nacidas, para ahorrar más trabajo, no funcionan y dicen bastante, y no precisamente bueno, de quienes las concibieron.

En los estudios la no perseverancia genera que de buenos resultados docentes se obtengan pésimos efectos, en los negocios provoca inestabilidad, porque las ganancias y pérdidas compiten; en la convivencia funciona igual, armonía y malos tratos se sustituyen.

Esta es la historia de una dulcería-heladería abastecida de suficientes cucharitas, para consumir esos productos y que al cabo de un tiempo había que hacer cola para tocar esos necesarios utensilios.

La eficiencia duradera en la labor se logra si somos constantes en los esfuerzos y exigencias oportunos. Eso de hacer bien las cosas un día y al otro no, va al fracaso. Tanta oscilación en nuestra ejecución termina en descredito.

Según el escritor español Noel Claraso “Cumplir y terminar todo el trabajo del día de hoy es el mejor modo de preparar y cuidar el día de mañana”.
 
Author: Hilda Pupo Salazar
Periodista especializada en temas de educación y valores. Autora de las columnas Página 8 y Trincheras de ideas.
Más artículos de este autor

Escribir un comentario

Comentarios  

# Mayelin Osorio Góngora 14-09-2018 10:53
Muy cierto todo lo que escriben, lo mas lindo no es lo que quedo la obra sino como la cuiden y la mantengan.
Responder